Skip to main content

La generación Kindle

En todas partes comienza a hablarse ya de la Generación Kindle. Algunos distraídos la confunden con los huevos de chocolate con sorpresa... otros la asocian con la autoedición de libros que al no pasar por los filtros de una editorial, suelen ser de baja calidad. Pero ¿qué es la generación Kindle?
Ya hubo otras generaciones que sonaron alto como la Generación del 39, un conjunto de músicos influidos por el final de la Guerra Civil Española y el inicio de la Segunda Guerra Mundial, o la del 36 en poesía con sus largos versos y su abundante vocabulario.
Nunca en la historia se había registrado que se agrupara una heterogénea cantidad de artistas, en este caso escritores en torno a un dispositivo. Eso es insólito. Porque Kindle es tan sólo un dispositivo de lectura generado por un portal estadounidense que vende casi de todo.
Vale, sí, todavía no he dicho lo que es la generación kindle y puede que no lo sepa aunque esté dentro de ella. "Los árboles no dejan ver el bosque", dicen.
Nunca ha sido fácil para los artistas: poetas, escultores, pintores, escritores y músicos se las han pasado mal si no tenían un padrino, un mecenas, un rey que los acogiera. Los tiempos han cambiado pero la realidad no. Si eres músico y nadie te conoce a lo sumo puedes cantar en el Metro, en la estación de autobuses o en una esquina. Si eres bueno conseguirás unas monedas al día y la posibilidad de que alguien te descubra y te permita acceder al gran público. Si eres pintor puedes alquilar una parada en algún paseo y vender tus obras por 5€, 10€ o 150€ si el cliente tiene pasta y se ha enamorado de un cuadro. El escultor lo tiene más difícil, por cierto hace tiempo que no veo uno, quizás es una "expecie extinguida" o han evolucionado hacia otras actividades plásticas. Lo cierto es que nunca hubo una generación de cantantes del Metro o la generación de los pintores de la paradita. Como tampoco hubo una generación de escritores de la pluma de ganso, o de la estilográfica a cartucho o de la máquina de escribir.
Pero veamos lo que dicen los periodistas respecto a este fenómeno: http://www.ticbeat.com/tecnologias/generacion-kindle/

Y ahora veamos la opinión de dos destacados integrantes de esta generación:
Se le denomina así a un movimiento de escritores, en su mayoria noveles, que en algunos casos veian sus manuscritos rechazados por las editoriales convencionales, y en otros, si publicaban, era con editoriales pequeñas. Este movimiento vio en amazon, en su formato kindle, la posibilidad de publicar y llegar a los lectores sin necesidad de una editorial de por medio. Cuando pasen los años, algunos autores serán recordados como "de la generación kindle" pero los nombres de esos autores solo lo dirá el tiempo y los propios lectores.
Antonio Lagares. 
http://www.amazon.com/Maldición-los-Stevenson-profundidad-ebook/dp/B006KGTWT8/ref=sr_1_1?ie=UTF8&qid=1338585561&sr=8

http://www.amazon.com/Obsesi%C3%B3n-Spanish-Edition-Antonio-Lagares/dp/1937482219/ref=sr_1_2?ie=UTF8&qid=1338585561&sr=8-2

http://www.amazon.com/Sentimientos-Negros-Spanish-Edition-ebook/dp/B006KGU1C0/ref=sr_1_5?ie=UTF8&qid=1338585561&sr=8-5

Es muy difícil responder a esta pregunta. No creo que haya una "definición oficial" ni tan siquiera un grupo oficial. Que yo sepa hay 3 blogs y 2 grupos en facebook con el mismo nombre que, si mal no recuerdo, fue idea de Esteban Navarro. Como dice Antonio, somos un grupo o un movimiento, más que una generación de autores, unidos por la oportunidad ofrecida por KDP para poder publicar nuestras obras, que se ayudan en lo que buenamente pueden.
Lourdes Tebé.

Lo cierto es que la Generación Kindle ha acaparado los best sellers en ebooks de idioma español. Si tomásemos un ejemplo, y es un ejemplo porque los ranking cambian cada hora, al momento de escribir este artículo hay entre los top 100 de más vendidos:

De los primeros veinte en ventas hay ocho que pertenecen a la Generación Kindle: Armando Rodera, Lola Mariné, Antonia Romero, Antonia Corrales y Blanca Miosi. Y no es hasta el puesto 28 que aparece Suzanne Collins y el 38 en que se ubica Arthur Conan Doyle que son autores mimados por las editoriales internacionales. Eso sí, comparten cartel con Fernando Trujillo Sanz, Mercedes Pinto Maldonado, Pilar Alberdi, Amelia Noguera y Esteban Navarro. Si seguimos adelante en el ranking continuaremos encontrando autores de la Generación Kindle: otra vez Pilar Alberdi, Fernando Trujillo Sanz, Jordi Diez, Blanca Miosi, Armando Rodera e Iván Hernández... ¿Y los grandes autores con su arsenal mediático?
Morton Kate aparece en el puesto 46, Juan Gómez Jurado que fuera catalogado como el Ken Follet español por La Vanguardia ocupa el puesto 58 y Asa Larssen no llega hasta el 98.
Creo que ahora puedo definir mejor a la Generación Kindle como aquella que ha revolucionado el mundo de la literatura en idioma español. Durante todos estos años las puertas de las editoriales convencionales se han mantenido cerradas a calicanto para los escritores nóveles y detrás de esa puerta había innumerables talentos. Alguien abrió una ventana pequeñita, del tamaño de una tableta de chocolate y ya no hay quien la pare. Podría decir que la literatura se está democratizando y ahora es el lector quien decide lo que quiere leer.
No digo que todo lo que se publica en Amazon sea bueno, tampoco que todos los autores de la Generación Kindle sean excepcionales, pero el tiempo y los lectores harán de filtro y quedará en el cedazo lo mejor que de no haber sido de esta manera, se hubiese perdido para siempre.
 Por eso, aunque todavía no esté en puestos de relevancia, me alegro de estar dentro de esta generación:
http://www.amazon.es/Yo-%C3%9Arsula-ebook/dp/B00709CB60/ref=sr_1_1?ie=UTF8&qid=1338639836&sr=8-1
http://www.amazon.es/Teucro-deCreta-alguna-parte-ebook/dp/B0083QM2RW/ref=sr_1_2?ie=UTF8&qid=1338639836&sr=8-2


Popular posts from this blog

¿Por qué la adolescencia tiene tanta mala prensa?

Yo me he rebelado con llamar adolescencia a ese período de la existencia. Es que la palabra adolescente está ubicada entre adolecer y adolorido, y conlleva la sensación de padecer una enfermedad inevitable que se cura con el tiempo, como la gripe, y que puede paliarse aprendiendo a usar tampones, preservativos, cremas depilatorias, maquinillas de afeitar o fumando. Por ello he elegido «Renascencia» y la he definido como la etapa de la vida en la cual constatamos que podemos relacionarnos con los demás sin dejar de ser nosotros mismos. En ella aplicamos nuestras cualidades innatas y contrastamos los valores aprendidos en la familia o proclamados por la sociedad.De más está decir que hay personas de noventa años que todavía no la han superado. De ahí el valor de esta novela, ubicada temporalmente en el punto en que comenzamos a asomar la cabeza a un mundo nuevo, extraño, muchas veces incomprensible y las más de las veces profundamente cruel e injusto. Pero también tiene algo de misterio…

¿Cuándo comenzó su Renascencia?

Y usted preguntará: ¿Y eso qué es? Es normal que lo pregunte porque «Renascencia» es el acrónimo entre renacer y adolescencia. Y puede que usted diga: ¡Ah!, esa edad difícil o «la edad del pavo» como suelen llamarla algunos que deben haber nacido siendo adultos, porque de otra manera no se explica que la llamen así. O han intentado olvidarla de tan terrible que fue.Es que pareciera ser que la adolescencia fuese una clase de enfermedad que se cura con el tiempo. «¡Ya pasará! Es una adolescente». Cuando quise ponerle título a una novela juvenil que abarcaba el proceso de paso del niño al adolescente, quise investigar sobre esta etapa y lo que decían los expertos sobre ella. Y me encontré con que la definición tradicional dice más o menos lo siguiente: «Adolescencia es el lapso de tiempo que los individuos necesitan para considerarse socialmente autónomos» ¿Qué? ¿Socialmente autónomos? Si como sostiene el Psicólogo Erik Erikson, el desarrollo es un fenómeno psicosocial que se extiende dura…

¿Poco yo? Parte 1

Todos tenemos días en que nos sentimos poca cosa... casi insignificantes. ¿y si mirásemos al ser humano como si fuese un producto que compramos al nacer? El producto ser humano consta de dos partes principales: ·Componentes visibles ·Componentes invisibles Ya sé que le parecerá una verdad de Perogrullo. ¡Qué descubrimiento! ¿No? Pero de alguna manera hay que comenzar a desenredar la madeja. Creo que todos los colores de este producto al que llamamos ser humano constan de estos componentes sin excepción: negros, blancos, amarillos y todos los tonos intermedios. Como puede ver, en esto también somos iguales. Incluso comparten estas características todos los modelos de las diferentes marcas: varones, mujeres, transexuales, homosexuales, bisexuales, lesbianas y asexuales. Ocurre lo mismo con los tamaños y formas de los diferentes modelos: altos, bajos, flacos, gordos, niños, adultos, bellos y feos. Recapitulando, el producto ser humano tiene como finalidad ser feliz y viene de fábrica con dos …