Skip to main content

Presentación de "Yo, Úrsula"... por todo lo alto.

Los pronósticos eran de regulares a malos. El tiempo daba lluvia y el clima hablaba de unas elecciones cuya campaña electoral comenzaba junto con la presentación del libro. Mala época, mala fecha... un escritor que no ha salido de su cueva en años... La presentación es en Amposta, en la biblioteca Sebastiá Juan Arbó. Me encanta el edificio, ubicado en el área del castell, junto al Ebro. Muchas de las personas que he invitado me han dicho que no la conocen, desanima... "Si no sabes lo que tienes en tu tierra estarás condenado a buscar maravillas fuera"
Joana Serret, la bibliotecaria fuerza su sonrisa, estamos entre cactus y amapolas...
Hay una realidad que aunque querramos esconder está ahí: Ricardo Lampugnani no es hijo de...y si alguien ha de venir a la presentación de su libro, no tendrá que ver con parentescos o compromisos.
Apenas una hora antes, los nervios estaban a flor de piel.
Organización perfecta, todo en su sitio como si siempre lo hubiese estado. Las corridas, las llamadas, los apurones no se notan...

Antes que den las 20hs. hay bastantes sillas ocupadas. Es una hora complicada porque muchos comienzan a salir ahora de su trabajo. Dejamos pasar diez minutos de cortesía y comenzamos: Abre Joana Serret, un sol de bibliotecaria y continúa Mar Panisello, Regidora de Cultura del Ayuntamiento de Amposta. Mi reconocimiento... No todo tiene precio. Y dos hileras de sillas vacías destinadas a personalidades lo demuestran.
Mientras Ane hace la introducción intento no mirar al público, demasiada gente que no conozco. Está Josep Igual, tremendo escritor y poeta que destaca por su barba y por ser uno de los pocos hombres de la sala. Y cuando quiero darme cuenta ya está en pantalla el booktrailer, la sala está llena y hay personas sentadas en los costados, en las mesas de lectura...
Un éxito enorme, una propuesta diferente para una novela distinta.
Y la adrenalina baja y nosotros también para disfrutar de una conversación más distendida mientras bebemos una copa de vino y degustamos unos entremeses... Degustaron porque yo sólo pude dsifrutar de un sorbo de vino. ¿Por qué pensáis que las celebrities no engordan?
Ya hubiese querido comerme un sandwich de los muchos que había: jamón dulce, queso, salami... O unos trozos de pizza... Pero se hacía necesario el firmar libros, hablar con la gente... y eso es poco elegante si se tiene la boca llena.
Agradecimiento extra para quienes han llegado con la lengua afuera, directos de su trabajo...
Reconocimientos de lectores que hace tiempo acabaron "Yo, Úrsula" y venían a por una dedicatoria... Un éxito ¡vamos! y hubiésemos seguido a no ser porque la lluvia arreciaba afuera y debíamos cerrar la biblioteca
Conclusión: una experiencia estupenda. Una presentación distinta a lo que es tradicional para una literatura que sale de los límites tradicionales y aborda los nuevos desafíos de los nuevos lectores...
http://www.amazon.es/Yo-%C3%9Arsula-ebook/dp/B00709CB60/ref=sr_1_1?s=digital-text&ie=UTF8&qid=1340821753&sr=1-1
Un agradecimiento especial a Dinami.Co y a su entusiasta y dedicada directora por el booktrailer y la organización del evento. Agradecer también a Mai y a Marcela y a aquellos amigos que estuvieron dándome soporte.
Para la gran cantidad de asistentes que no conozco: espero que os guste la novela, espero contaros entre mis amigos, espero veros en la próxima presentación y no dudéis en contactar conmigo para lo que querráis:
todobonsai@hotmail.com
O buscadme en facebook o en twitter...



Popular posts from this blog

¿Por qué la adolescencia tiene tanta mala prensa?

Yo me he rebelado con llamar adolescencia a ese período de la existencia. Es que la palabra adolescente está ubicada entre adolecer y adolorido, y conlleva la sensación de padecer una enfermedad inevitable que se cura con el tiempo, como la gripe, y que puede paliarse aprendiendo a usar tampones, preservativos, cremas depilatorias, maquinillas de afeitar o fumando. Por ello he elegido «Renascencia» y la he definido como la etapa de la vida en la cual constatamos que podemos relacionarnos con los demás sin dejar de ser nosotros mismos. En ella aplicamos nuestras cualidades innatas y contrastamos los valores aprendidos en la familia o proclamados por la sociedad.De más está decir que hay personas de noventa años que todavía no la han superado. De ahí el valor de esta novela, ubicada temporalmente en el punto en que comenzamos a asomar la cabeza a un mundo nuevo, extraño, muchas veces incomprensible y las más de las veces profundamente cruel e injusto. Pero también tiene algo de misterio…

¿Cuándo comenzó su Renascencia?

Y usted preguntará: ¿Y eso qué es? Es normal que lo pregunte porque «Renascencia» es el acrónimo entre renacer y adolescencia. Y puede que usted diga: ¡Ah!, esa edad difícil o «la edad del pavo» como suelen llamarla algunos que deben haber nacido siendo adultos, porque de otra manera no se explica que la llamen así. O han intentado olvidarla de tan terrible que fue.Es que pareciera ser que la adolescencia fuese una clase de enfermedad que se cura con el tiempo. «¡Ya pasará! Es una adolescente». Cuando quise ponerle título a una novela juvenil que abarcaba el proceso de paso del niño al adolescente, quise investigar sobre esta etapa y lo que decían los expertos sobre ella. Y me encontré con que la definición tradicional dice más o menos lo siguiente: «Adolescencia es el lapso de tiempo que los individuos necesitan para considerarse socialmente autónomos» ¿Qué? ¿Socialmente autónomos? Si como sostiene el Psicólogo Erik Erikson, el desarrollo es un fenómeno psicosocial que se extiende dura…

¿Poco yo? Parte 1

Todos tenemos días en que nos sentimos poca cosa... casi insignificantes. ¿y si mirásemos al ser humano como si fuese un producto que compramos al nacer? El producto ser humano consta de dos partes principales: ·Componentes visibles ·Componentes invisibles Ya sé que le parecerá una verdad de Perogrullo. ¡Qué descubrimiento! ¿No? Pero de alguna manera hay que comenzar a desenredar la madeja. Creo que todos los colores de este producto al que llamamos ser humano constan de estos componentes sin excepción: negros, blancos, amarillos y todos los tonos intermedios. Como puede ver, en esto también somos iguales. Incluso comparten estas características todos los modelos de las diferentes marcas: varones, mujeres, transexuales, homosexuales, bisexuales, lesbianas y asexuales. Ocurre lo mismo con los tamaños y formas de los diferentes modelos: altos, bajos, flacos, gordos, niños, adultos, bellos y feos. Recapitulando, el producto ser humano tiene como finalidad ser feliz y viene de fábrica con dos …